Supremacía blanca al final del túnel

sondas.blog, 6 de Junio de 2020.

El túnel comienza con una tácita supremacía blanca, implícita, sin tan siquiera necesitar que se pronuncien estas palabras –es obvio quiénes son los dueños del mundo. Al principio del túnel no hay ley, la propia retórica de una fuerza contundente y arrolladora basta para que la maquinaria funcione. Se puede matar y se puede linchar, pues se trata de esclavos, de remanentes en una zona intermedia en la que se están fraguando las nuevas leyes que permitan la libertad de los negros, pero no su igualdad. Hay otras zonas, zonas paralelas en las que todavía se mantiene la esclavitud, zonas en las que se habla de sus derechos… y luego está la realidad social en la que se mezclan todas estas zonas, generando un caos gracias al cual todavía son expulsados los negros de establecimientos públicos, se prohíbe su entrada o sentarse en una terraza con blancos –y ya estamos en 1967.

Malcolm X moría asesinado en 1965, dejando un legado suficiente como para darle la vuelta a la piel norteamericana y establecer un nuevo y completo sistema de gobierno. Mas una buena parte de la comunidad negra no ha entendido su mensaje –Islam es para todos los seres humanos, pero no todos pueden ni deben gobernar.

La historia nos ha mostrado en la página de las cruzadas qué sucede cuando los cristianos dominan un territorio; y hoy vemos la misma tiranía de Israel con los cristianos y musulmanes palestinos. Mas cristianos y judíos vivieron siempre en paz y protegidos en los territorios dominados por los musulmanes. Todavía hoy se menciona en Polonia un viejo dicho –no habrá justicia hasta que no vuelvan a beber del Vístula los caballos otomanos.

No volverá a haber justicia…

No volverán a beber de esas aguas unos caballos que ya no existen. No volverá a haber justicia. La voz de Malcolm X se va apagando y sus palabras se van deformando hasta plantear justo lo contrario de lo que él propuso.

Millones de negros, tras la “normalización racial”, han sido arrojados al analfabetismo, a la ignorancia y a la pobreza. Se les ha borrado su memoria histórica, su verdadero nombre y su verdadera religión. Más del 90 por ciento de los negros estadounidenses descienden de esclavos musulmanes, pues el Vaticano prohibía a los negreros traficar con cristianos. Los caballos otomanos, en cambio, abandonaron a su suerte a sus hermanos africanos. ¡Qué vergonzosa ha resultado esta página de la historia!

A esos millones de negros desahuciados cuyo destino les llevará, en el mejor de los casos, a la cárcel, se les irán uniendo más negros, más hispanos y más blancos de tercera. El mundo es de los hombres blancos-anglosajones y protestantes –el resto debe servirles.

malc

Malcolm X es la solución para todos ellos, pues su propuesta implica un sistema completo –social, político, económico y religioso. No obstante, será difícil que la sociedad negra se mueva en este sentido –lleva tres siglos bebiendo la misma leche que beben los blancos, su misma cultura, su misma falta de valores. Está tan enferma como la blanca. Sin embargo, las palabras de Malcolm X siguen en pie. Sus discursos pueden guiarles, pueden transformar esta sociedad y convertirse en un modelo para el resto del mundo.

Es posible que la mayoría de los lectores de estas líneas esbocen una sonrisa sarcástica de escepticismo, pero entonces también al final del túnel habrá supremacía blanca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s