76.SURA DEL HOMBRE

(AL-INSAN)

سُورَةُ الإنسَانِ

Medinense

Bismil-lahi-r Rahmani-r Rahim

(1) ¿Acaso no hubo un tiempo en el que el hombre –insan– no era nada digno de mención[1410]? (2) Creamos al hombre –insan– de un cigoto a partir de la mezcla de dos fluidos para probarle, y le dimos la reflexión y la percepción[1411]. (3) Le mostramos el camino para que fuera agradecido o encubriera los favores de su Señor. (4) Hemos preparado para los encubridores cadenas, argollas y el sair. (5) En cuanto a los virtuosos, beberán de una copa cuya mezcla será kafura. (6) Surgirá de un manantial del que beberán los siervos de Allah y al que harán brotar en abundancia. (7) Allí estarán los que hayan cumplido sus compromisos y hayan temido el Día cuyo mal se esparza por doquier. (8) Daban de comer, por amor a Él, al pobre, al huérfano y al cautivo: (9) “Os alimentamos para complacer a Allah. No os pedimos nada a cambio ni deseamos que os sintáis en deuda con nosotros. (10) Tememos de nuestro Señor un Día severo, funesto.” (11) Allah les habrá librado del mal de ese Día, les iluminará y se llenarán de gozo. (12) Su galardón por haber resistido será un Jardín y seda. (13) En él estarán recostados sobre lechos elevados y no sentirán el agobio del calor ni sentirán frío. (14) Tendrán sombras cercanas y frutos al alcance de la mano. (15) Se les ofrecerán vasijas de plata y copas de cristal, (16) de cristal de plata, según lo deseen o les dicte su razón. (17) En ellas se les dará un bebida mezclada con jengibre. (18) Habrá también una fuente llamada salsabil. (19) En torno a ellos circularán muchachos de eterna juventud. Al verlos pensarías que son perlas esparcidas. (20) Si miras allí, no verás, sino deleite y un gran dominio. (21) Llevarán vestidos de raso verde y de brocado. Irán adornados con brazaletes de plata, y su Señor les dará a beber una bebida purificada. (22) Este es vuestro galardón. Vuestro esfuerzo ha sido recompensado. (23) Somos Nosotros Quienes descargamos sobre ti el Qur-an gradualmente. (24) Así pues, resiste hasta que llegue el juicio de tu Señor y no obedezcas al que de ellos sea nefario o encubridor. (25) Menciona el nombre de tu Señor mañana y tarde. (26) Adórale largamente durante la noche, y reconoce su absoluta perfección más allá de toda contingencia. (27) En cuanto a éstos, aman la vida efímera de este mundo y dejan de lado el pesado Día que se avecina. (28) Nosotros les hemos creado y les hemos dado una constitución fuerte y armoniosa. Si así nos place, cambiaremos su aspecto. (29) Es una admonición y un recuerdo. Quien quiera que se dirija hacia su Señor. (30) Mas no querréis a menos que Allah quiera[1412]. Allah actúa y juzga según Su conocimiento. (31) Hace entrar en Su rahmah a quien así decide su voluntad. Para los infames ha preparado un doloroso castigo.


[1410]  Ver artículo XVII.

[1411]  Ver artículo XVII.

[1412]  Ver artículo XIII.