45.SURA DE LAS CONGREGACIONES

(AL-YAZIYAH)

سُورَةُ الجَاثِيَةِ

Mequinense

Bismil-lahi-r Rahmani-r Rahim

(1) Ha, Mim[1278]. (2) Descarga del Kitab[1279] de Allah –el Poderoso, el Sabio. (3) En los Cielos y en la Tierra hay signos para los creyentes. (4) En vuestra propia creación, y en el hecho de que haya diseminado criaturas que se mueven por toda la Tierra hay signos para la gente que tiene certeza de la verdad. (5) En la alternancia de la noche y el día, en lo que Allah hace descender del cielo como sustento para vivificar a una tierra que estaba muerta, y en el cambio de los vientos. En todo ello hay signos para la gente que razona. (6) Esas son las verdaderas aleyas de Allah que te recitamos. ¿En qué relato y en qué signos otros que los de Allah creerán? (7) ¡Ay del nefario que incita al mal! (8) Oye las aleyas de Allah que se le recitan, pero insiste en su arrogancia como si no las hubiera escuchado. Anúnciale la buena nueva de un doloroso castigo. (9) Cuando le llega algún conocimiento de Nuestras aleyas, las toma a burla. Esos tendrán un castigo ignominioso[1280]. (10) Delante de ellos está yahannam. De nada les servirá lo que atesoraron ni aquellos en los que se apoyaron en vez de en Allah. Tendrán un castigo atroz. (11) Esta es la guía. Los que encubren las aleyas de su Señor sufrirán un doloroso castigo que les hará convulsionarse una y otra vez. (12) Es Allah Quien os ha sometido los mares para que los barcos[1281] naveguen por ellos siguiendo Su plan, y para que busquéis el sustento que Allah ha esparcido por toda la Tierra, y seáis agradecidos. (13) Os ha subordinado todo cuanto hay en los Cielos y en la Tierra[1282]. En eso hay signos para la gente que reflexiona. (14) Di a los creyentes que perdonen a quienes de ellos han olvidado cómo son los Días de Allah[1283]. Es Él Quien paga a los pueblos según sus obras. (15) Quien obre con rectitud, para él será el beneficio; y quien haga el mal, lo hará contra sí mismo. A vuestro Señor habréis de volver. (16) A los Banu Isra-il les dimos el Kitab, el juicio y la profecía. Les sustentamos de la mejor manera y los preferimos sobre todos los demás. (17) Claramente les indicamos su misión, y no disintieron, sino después de haberles llegado el conocimiento a causa de la envidia que había entre ellos. Tu Señor juzgará el Día del Resurgimiento sobre aquello en lo que discrepaban. (18) Luego te guiamos al camino profético. Síguelo, y no te inclines hacia los que no son conscientes de los signos que hay en la creación. (19) Ellos no te van a servir de nada ante Allah. Los infames son aliados unos de otros, pero Allah es el aliado de los que toman en serio Sus advertencias[1284]. (20) Esta es una clara visión para los hombres –nas– y una guía y rahmah para los que tienen certeza de la verdad. (21) ¿O acaso cuentan los nefarios con que los tendremos en la misma consideración que a los que creen y actúan con rectitud, y que su vida y su muerte serán iguales? ¡Qué mal entienden las cosas! (22) Allah ha creado los Cielos y la Tierra de la mejor manera posible para retribuir a cada nafs[1285] según sus obras. Nadie será tratado injustamente. (23) ¿Has visto a quien toma a sus pasiones como su ilah? Allah le extravía siguiendo Su conocimiento, sella su oído y su corazón y pone un velo ante sus ojos. ¿Quién le podrá guiar después de que Allah le haya sacado del camino? ¿No vais a reflexionar? (24) Dicen: “Sólo existe la vida nuestra de este mundo –morimos y vivimos. Es el transcurso del tiempo el que nos aniquila.” No tienen conocimiento de lo que dicen. No hacen, sino elucubrar. (25) Cuando se les recitan Nuestras aleyas, su único argumento es decir: “Si es verdad lo que decís, traednos a nuestros padres.” (26) Aclárales que es Allah Quien les da la vida, luego les hace morir, para al final reuniros a todos en el Día del Resurgimiento, un Día que sin duda ha de venir. Sin embargo, la mayoría de la gente –nas– no es consciente de ello. (27) De Allah es la soberanía de los Cielos y de la Tierra. El Día en el que se establezca la Hora, los que hayan seguido sus vanas ilusiones serán los perdedores. (28) Verás a todas las umam congregadas. Serán llamadas para comparecer ante su kitab. Hoy se os pagará según vuestras obras. (29) Este Kitab Nuestro habla de vosotros con la verdad. Fuimos transcribiendo todo lo que hacíais. (30) A los que hayan creído y actuado con rectitud su Señor les hará entrar en Su rahmah. ¡Esta es la innegable victoria! (31) En cuanto a los encubridores, se les hará recordar: “¿Acaso no se os recitaron Mis aleyas y os ensoberbecisteis, y fuisteis de los nefarios?” (32) Cuando se dijo: “La promesa de Allah es verdadera –no hay duda de que la Hora ha de venir,” dijisteis: “No sabemos qué sea la Hora. Nos parece una mera elucubración. No tenemos ninguna certeza de que exista algo así.” (33) Mas se han hecho evidentes sus maldades, y aquello de lo que se burlaban les ha sitiado. (34) Se les dirá: “Hoy Nos hemos olvidado de vosotros al igual que vosotros os olvidasteis del Día del Encuentro –hoy es ese Día. Vuestra morada será el fuego y no tendréis en quien apoyaros. (35) Y ello por haber tomado a burla los signos de Allah y por haberos dejado engañar por la vida de este mundo.” Hoy no se les sacará de él ni podrán volver para tratar de enmendar sus malas acciones[1286]. (36) Alabado sea Allah, el Señor de los Cielos, el Señor de la Tierra y el Señor de Todos los Dominios [1287]. (37) Suya es la majestad en los Cielos y en la Tierra –el Poderoso, el Sabio.


[1278]  Ver artículo IV.

[1279]  Ver artículo XIV y esquema 19.

[1280]  Ver referencia F17.

[1281]  También en este caso se utiliza la palabra fulk فُلك para barco en sentido general, y no yariah جارِيه o su plural yawari جَوارِ. Ver apéndice R.

[1282]  Ver artículo XVII.

[1283]  Ver artículo XX.

[1284] Ver Info 9.

[1285]  er artículo XVIII.

[1286]  Ver artículo XIII.

[1287]  Ver artículo XXI e Info 2.